Mandamientos del Buen Sexo (Segunda Parte)

Mandamientos del Buen Sexo

Imagino que ya has leído los primeros 5 Mandamientos del Buen Sexo, así que en esta oportunidad vamos a darle paso a los siguientes 5 para completar este decálogo, en el que me planteaba resumir las 10 actividades o actitudes que debemos tener para poder disfrutar de nuestra sexualidad a tope.

Para poder cumplir con todos ellos, deberás dedicarle tiempo a desplegar actitudes que también te ayudarán en otros campos de tu vida cotidiana ya que al fin y al cabo el sexo es solo un aspecto más en nuestra vida y salud, pero uno muy divertido, así que podemos aprovechar el interés que nos despierta para que nos sirva como impulso en otros ámbitos de nuestro bienestar, ¿no te parece?.

10 Mandamientos del Buen Sexo

6. Innovación

Para mantener la pasión y el interés propio y el de tu pareja por el sexo, es importante ir innovando, cambiando, probando cosas nuevas, cuando ya tienes mucho tiempo con la misma pareja puede parecer que esto es cada vez más difícil, pero es muy importante que consigas entrenar o estimular tu imaginación erótica, para que continuamente encuentres o te permitas dejarte llevar hacia nuevas aventuras eróticas que mantenga siempre viva la pasión.

Cuando la insulsa normalidad inunde tu sexualidad, nuevas iniciativas debes encontrar

Juguetes Eróticos

7. Concentración

Estar concentrado, es una cualidad difícil de crear y más aún de perpetuar pero vale la pena intentarlo ya  que es muy útil en todos los aspectos de la vida, sobre todo a la hora de estar con tu pareja y más aún durante el sexo, ya que nos ayuda a mantener atentos los sentidos, a sentir más y a darlo todo de ti, ya que de eso se trata, ¿no crees? de entregarse, y nada mejor para el buen sexo que la plena conciencia y estar en lo que se está, ¿verdad?.

Mientras en el sexo disfrutemos, estaremos en lo que estamos

8. Altruismo/Egoismo

Puede resultar un poco contradictorio pero realmente para disfrutar del mejor sexo de tu vida y compartirlo con una persona que de verdad te importe es vital encontrar el equilibrio entre saber dar y saber recibir, ya que hay momentos en toda relación sexual en los que ambas influencias deben converger y otros, en los que será mejor optar por darle prioridad solo a una. Por si te preguntas, ¿cómo podré distinguirlas? La verdad pienso que tendrás que aprender a comunicarte con tu pareja, y practicar la empatía para poder descubrirlo, pero lo más importante es saber lo que quieres conseguir y poner empeño en lograrlo.

Cuando de sexo hablamos importan tanto tus sentimientos y sensaciones como las suyas

9. Tiempo de Calidad

Tiene mucho que ver con la concentración pero dando un paso más allá porque lo mejor que puedes hacer para disfrutar del sexo es centrarte en el momento, en tus sentimientos, lo amorosos y los sexuales, en esa persona que también ha decidido compartir ese momento tan íntimo como el sexo, a tu lado.

Puede parecer de sentido común, pero realmente las distracciones nos abordan por todos lados, las preocupaciones, los problemas, el trabajo, la televisión, EL MÓVIL… y mil cosas más nos invitan a cada segundo a no prestar atención a lo que estamos haciendo y el sexo no escapa a esta tendencia, así que sí, este es sin duda otro de los mandamientos:

“Mientras estés teniendo sexo, solo tendrás ojos, piel y cabeza para ti y la persona que está a tu lado”

10. Instrucción o Educación

Aunque nos creamos que el sexo es algo mecánico, que nos viene aprendido genéticamente, la realidad es que esa es un verdad a medias, ya que tenemos mucho que aprender, sobre nuestro sexo, sobre el de nuestra pareja, sobre gustos, colores, sabores, técnicas, formas, lugares, y es otro tema al que dedicarle tiempo, leyendo, practicando, equivocándonos y volviéndolo a intentar… así es que se aprende y se disfruta.

El saber no ocupa lugar, pero tu sabiduría sexual te dejará en muy buen lugar

Nuestra sexualidad y todo el placer con el que nos retribuye es siempre un buen motivo para dedicarle tiempo y esfuerzo, ahora sabes que como todo lo que vale la pena, el buen sexo también requiere dedicación y adiestramiento, si fuese tan fácil todos lo haríamos bien, pero tú, como yo, sabemos que son más las y los regulines, esa famosa media, que ahora sabemos que podemos superar poniendo de nuestra parte y queriendo.

¿Qué te han parecido estos 10 mandamientos del buen sexo?, ¿Estás de acuerdo?, ¿Te sientes identificado?, ¿habrías incluido alguno más? Como siempre espero tus comentarios y a ti en nuestro próximo viaje por los sentidos.

Mandamientos del Buen Sexo

10 Mandamientos del Buen Sexo

Nuestra vida sexual forma parte de la salud, vivir y disfrutar a plenitud nuestros cuerpos nos reporta muchos beneficios tanto físicos como psicológicos por tanto vale la pena plantearse cómo podemos hacer para mejorarlo, potenciando nuestras virtudes y disminuyendo las debilidades, para ello te planteo estos 10 Mandamientos del Buen Sexo.

Si queremos mejorar nuestra vida sexual lo primero que tenemos que saber es que no es algo que ocurra mágicamente, sino que hay que trabajarlo y mientras más tiempo le dediquemos más lo veremos retribuido con mucha salud y placer, ¿te apuntas?.

Pensando en eso, en lo mucho que podemos trabajar para disfrutar mucho más de nuestra vida sexual, decidí plantearme un decálogo capaz de incluir a grandes rasgos todas las recomendaciones que he dado a lo largo del tiempo que ha estado en funcionamiento este blog, no quisiera parecer la gurú de la vida sexual ajena pero tras mucho leer y escribir al respecto creo que podríamos llamarles así, “mandamientos”, ¿Qué te parece?.

Los 10 Mandamientos del Buen Sexo

  1. Salud y Bienestar

Primero que nada está la salud, seas hombre o mujer por lo menos una vez cada 2 años es bueno acudir al ginecólogo y/o al médico general que nos haga un chequeo completo, en algunos casos la pérdida del deseo, lívido y otras tantas patologías que afectan a nuestra vida sexual, están asociadas a desequilibrios físicos, desajustes vitamínicos, mala alimentación, enfermedades físicas o psicológicas que detectadas a tiempo pueden resolverse muy fácilmente.

“Si tu sistema corporal funciona correctamente, tu sexualidad también lo hará”

  1. Autoexploración

Saber lo que nos gusta no debe ser solo tarea de nuestra pareja, nosotros debemos estar muy al tanto de lo que nos estimula y de los cambios que puedan ocurrir en nuestros cuerpos y/o gustos para poder transmitirlo, pero todo esto no es posible si no guardamos una íntima, continua y saludable relación con nosotros mismos.

Si sigues este blog seguro que has leído mucho al respecto, pero si esta es tu primera vez aquí voy a dejarte algunos de los artículos que pueden ayudarte al respecto, recuerda que para poder amar a los demás, primero tenemos que saber amarnos a nosotros mismos.

LA CULPA ES DE LA MASTURBACIÓN

CONTROL ORGÁSMICO

DEVUÉLVEME MI PLACER

“No dejes que nadie te diga lo que te gusta, descúbrelo por ti misma”

Juguetes Eróticos

  1. Comunicación

Parece mentira pero la mayoría de los problemas e insatisfacciones en nuestra vida sexual podrían solucionarse hablando, sea cuales sean tus preferencia durante el sexo, pueden ser difíciles de descubrir si no hablamos, y aunque este dialogo debe ser mutuo entre los intervinientes, puede resultar complejo, sobre todo si no lo has hecho nunca o si eres muy tímida/o, pero por algún lado hay que empezar, ¿no crees?.

Por lo general la persona más abierta en la relación, es la que suele iniciar el tema, pero por mucho que lo desee, no puede hacer mucho si no hay comunicación mutua, es así, sin prejuicios, ni pelos en la lengua, como llegamos a descubrirnos todos los entresijos de nuestros deseos para que podamos compenetrarnos plenamente.

“Si de un buen sexo quieres disfrutar, a tu pareja tienes que escuchar”

  1. Mentalidad Abierta

Es importante mantener la mente abierta para conseguir que la innovación llegue a buen puerto, previsiblemente eso que tu pareja lleva tiempo guardándose en silencio, sea algo que requiera darle una oportunidad, ya que como decía al comienzo para mejorar en nuestra vida sexual necesitamos dedicarle tiempo, incluso estudios.

Está claro que siempre habrán cosas que no sabrás de tu pareja, porque nunca puede saberse todo de otra persona, ya que somos seres cambiantes, por esto, lo ideal es plantearse las novedades como aventuras que nos llevarán por nuevos caminos de la sexualidad.

“Si con tus tabúes eróticos quieres acabar, con la mente abierta debes estar”

  1. Ejercicio

Mantenernos en plena forma es vital para nuestro cuerpo en general, nos aporta, flexibilidad, fuerza y resistencia, lo que nos es muy útil a la hora de mantener buen sexo, pero lo que realmente es muy importante, es mantener fuerte nuestro suelo pélvico, tanto para hombre como para mujeres nos ayuda a prolongar nuestros orgasmos, y a mejorar nuestra salud tanto sexual como urinaria.

Con un suelo pélvico entrenado, todo son beneficios y para ejercitarlo no necesitamos más que ganas ya que podemos hacerlos en cualquier momento o lugar, claro que en el caso de las mujeres podemos ayudarnos con el uso de las bolas chinas pero realmente no son necesarias para mejorar el tono del músculo pubococcígeo.

“Mente sana, en cuerpo sano”

No puedes perderte los siguientes mandamiento del buen sexo, porque no quería que se hiciera muy largo así que he pensado en dividirlo en 2 artículos, así tendrás un buen motivo para visitarnos la próxima semana ¿verdad?, ya que aún nos quedan otros 5 mandamientos del buen sexo, ¿por ahora que tal voy? ¿Estás de acuerdo conmigo? ¿Cuáles incluirías tú?. Como siempre espero tus comentarios y a ti en nuestro viaje por los sentidos.

Cómo reactivar tu Vida Sexual Después de los 50

Cómo reactivar tu Vida Sexual Después de los 50

Si eres de esas personas que algún momento de su vida decidió hacer a un lado la vida sexual en pro de otros ámbitos de su vida, como el trabajo, los hijos, etc, déjame decirte que “Nunca es tarde cuando la dicha llega”, siempre hay formas de satisfacer tu vida sexual, a solas o en pareja pero si quieres una ayudita, he aquí mi visión de Cómo reactivar tu Vida Sexual Después de los 50.

Este artículo es una parte de la Sexualidad Femenina después de los 50, porque es mucho más común de lo que debería.

Quizás uno de los errores más cometidos entre las mujeres que quieren retomar su vida sexual después de un periodo de “sequía”, sea precipitarse, lo que tiene grandes posibilidades de salir mal, así tómalo con calma.

Cómo reactivar tu Vida Sexual Después de los 50

Mi primera recomendación es comenzar a solas, ya que nadie como tú tendrá la paciencia y la persistencia que posiblemente necesitarás para pasar de una libido escasa o inexistente a una nueva vida sexual plenamente activa, pero justo esto último es la clave, LA ACTIVIDAD, comienza cuanto a reactivarte, leyendo, hablando de sexo, tocándote cuando puedas, recordándote a ti misma lo sexy que eres y lo divertido que es el sexo.

La masturbación siempre es un buen aliado, pero si estás realmente decidida, algún juguete acuático, es decir, que resiste ser sumergido en agua, es una muy buena opción ya que podrás usarlos en momentos típicamente privados como la ducha o en medio de un baño relajante, lo que también será ideal para que no veas la sequedad vaginal como algo negativo. ;)

Recuerda que estas nuevas experiencias contigo mismas deben ser positivas así que ve poco a poco, porque quizás lanzarte a la aventura y asistir a una cita con al caballero cuyos “credenciales amatorios” desconozcas y que finalmente no sean los más adecuados, podría llevarte nuevamente el punto de inicio.

Si consigues que las primeras experiencias contigo misma sean positivas, además de haber ampliado tu conocimiento sobre ti misma, seguro que te sentirás más dispuesta a continuar explorando hasta encontrar a la persona adecuada, porque recordarás, que amar, tener compañía y sentir maravillosos orgasmos, bien vale el esfuerzo.

Otro error habitual es la conformidad, una vez sales a la calle con un atisbo de ganas por tomar su vida amorosa, resulta que llegan los malos pensamientos, “¿A dónde voy yo con esta edad? ¿A quién voy a gustarle?” Y cosas por el estilo, lo que conduce a que aceptes la invitación del primer personaje que te invita sin tener en cuenta que posiblemente él esté haciendo lo mismo, ya que lo más probable es que esa otra persona esté igual que tú, reexperimentando su abandonada vida sexual y precipitándose a lo desconocido.

Cuando el miedo a lo desconocido nos embarga, olvidamos quizás lo más importante cuando de una relación se trata, es LA EMPATÍA, esa que nos dice, que esa otra persona también está nerviosa, porque también pasa de los 50 y muy posiblemente tenga las mismas dudas sobre sí mismo y aunque mal de muchos consuelo de tontos, seguro que cuando lo piensas, descubres que da mucha confianza saber que no eres la única en “un apuro” tratando de reinventarse.

Piensa que han crecido en la misma generación llena de prejuicios y que aunque las cosas hayan cambiado, probablemente, ambos tengan la misma visión de la vida, el amor y las relaciones.

Una generación valiente que ha descubierto el valor de estar con alguien con quien se quiera estar, no solo por compromiso o por conveniencia social, con sus divorcios, con segundos, terceros y hasta cuartos matrimonios pero sobre todo, rodeado de nuevas generaciones, capaces de aceptar, aprobar y compartir tus nuevos logros, así que no te conformes ahora, besa todos los sapos que necesites y al final consigue a tu lobo feroz… que si son 2 minutos, como si son otros 50 los años los que nos queden por vivir, lo mejor que podemos hacer es ¡disfrutarlos!

Recuerda que todo lo que ocurre en tu cuerpo, está estrechamente relacionado con lo que piensas pero como si de un motor se tratase, descubrirás que tus genitales a mayor uso, mejor funcionarán porque el riego sanguíneo y el ejercicio te sentarán de maravilla, mientras que si no lo usas, verás como finalmente se atrofiaran.

Para muchas personas, la idea que emprender la búsqueda del “amor verdadero” después de los 50 puede resultar descabellado pero como me dijo mi mejor amiga una vez “no pienses en los años que ya has vivido sino en los que te quedan por vivir, son por esos por los que tienes que luchar”. Como siempre espero tus comentarios y a ti en nuestro próximo viaje por los sentidos.

Cómo iniciarte en el Sexo Anal (Segunda Parte)

Cómo iniciarte en el Sexo Anal II (1)

 

Espero que hayas leído las consideraciones iniciales en la primera parte, pues, hoy ahondamos un poco más en el tema, porque cuando nace la curiosidad, lo mejor es estar preparado y conseguir disfrutar de tus primeras experiencias es muy importante, para ello, es necesitamos descubrir, Cómo iniciarte en el Sexo Anal.

El Sexo no es solo Penetración

Tal y como comentaba en la primera parte, lo ideal es comenzar jugando… siempre es importante tener en cuenta que el sexo NO SOLO ES PENETRACIÓN, quizás este sea el primer escollo que debamos superar, ya que al interiorizar esta premisa, disminuimos considerablemente el estrés por miedo al dolor.

Para preparar la mente y el cuerpo te “recuerdo” algunas opciones que puedes aprovechar.

Sexo Oral Anal

También conocido como “beso negro”, es sin duda un buen preliminar, para ello puedes apoyarte de los lubricates saborizados y del consejito que te di en el artículo anterior, de utilizar un condón cortado (que se convierte en un rectángulo de latex) o incluso un trozo de papel film (ese plástico trasparente que utilizamos para cubrir las comidas) para colocarlo entre tu boca y su ano, para evitar infecciones.

Las caricias Anales

Un masaje corporal que termina centrándose en nalgas, pirineo y ano, puede resultar muy relajante y estimulante, para ello puedes aplicar algún aceite de masaje o nuestra crema de masaje, comestible.

La Penetración Anal sin Pene

Muy habitual para comenzar y también para los más experimentados, también conocido como Analdigitus, consisten en utilizar los dedos, en ir estimulando y dilatando poco a poco, pueden irse incrementando hasta que la dilación y la excitación den paso a una penetración más profunda si se desea, se puede continuar así hasta llegar al orgasmo o ampliar hasta llegar a penetrar con el puño cerrado, también conocido como Fisting.

Otra opción para penetrar sin pene, es con el uso de algún juguete erótico, ya en el artículo pasado te dejé algunas ideas.

Lo bueno es que la forma de los juguetes eróticos, que están pensados para el sexo anal, permiten una introducción paulatina, con un incremento de la dilatación paso a paso, y el mango  o la terminación, suele ser bastante grande para evitar que se introduzca completamente y que luego no pueda retirarse.

El ejemplo más habitual es el plug anal.

Anatomía del Plug Anal

En cuanto a juguetes es ideal jugar con ellos primero de forma exterior, dejar que su vibración o su textura estimule la piel, de pechos, espalda, piernas, incluso vagina y una vez se esté muy excitada iniciar la estimulación anal, sin dejar atrás otros punto de excitación de modo que esa misma estimulación facilite el juego anal.

Cuando seas una Experta

Todo esto, siempre teniendo en cuenta que son las primeras veces, que no hace falta una limpieza profunda, ya que no se sabe si habrá una penetración completa o porque es un calentón y que aún no hemos llegado al tema de los enemas limpiadores que serían los métodos de limpieza más exhaustivos, después de los cuales se puede hacer el beso negro o una penetración sin practicante ningún riesgo a infecciones.

Cuando tengas más experiencia, quizás quieras utilizar estos enemas de limpieza, que puedes comprar en la farmacia, en los que queda totalmente limpio el intestino, aunque no son recomendables con demasiada frecuencia ya que estas limpiezas a fondo también eliminan la flora bacteriana normal, que previene enfermedades al ano y colon.

Por lo demás es una cuestión de tiempo, paciencia, lubricante y ganas, mantenme informada de si tienes más dudas que encantada te dejo más información.

Antes de despedirme, quiero recordar que toda esta explicación es válida para chicos y chicas, a los que les haya picado la curiosidad, y que lo más importante es tener presente que nuestros límites los decidimos cada uno, que en el sexo no hay fronteras infranqueables, así busca tu ritmo, y no permitas que nadie te presione para hacer algo que tú no quieras.

Como siempre espero tus comentarios y a ti en nuestro próximo viaje.