Fijación Oral

Fijación Oral

Lo que para muchos es solo el preludio, un preliminar más, para otros, el sexo oral lo es todo, es el acto sexual en sí, el momento central, y no es de extrañar porque nada como el tacto húmedo y carnoso de la boca, la suavidad de la lengua,  esa intención desinteresada de dar placer, obteniendo solo esa exquisita visión el placer en la cara de nuestro amante, es normal, que para algunos ya sea una Fijación Oral.

Qué es el Sexo Oral

Es una práctica sexual en la que se estimulan los órganos genitales masculinos y/o femeninos con la boca, los labios y la lengua con la finalidad de dar placer a la pareja, todas las personas somos capaces de darlo o recibirlo.

Y aunque su definición es bastante sencilla de comprender, hacerlo bien es lo que realmente entraña complicaciones, ya que como en cualquier cosa relacionada con el sexo, influyen muchos factores a la hora de hacer un buen sexo oral, pero todas las diferencias de opiniones se pueden salvar solo teniendo 2 cosas muy imprtantes, ganas de hacerlo y una buena comunicación.

Cómo practicar el Sexo Oral

Teniendo las cosas necesarias que antes he mencionado, es decir ganas y una buena comunicación, solo necesitas una boca y unos genitales, a partir de ahí, cualquier otra directriz sería un poco arbitraria ya que no todos disfrutamos de las mismas cosas, aunque una buena recomendación es siempre comenzar de menos a más, movimientos suaves y lentos ya que estamos en contacto con zonas de máxima sensibilidad, e ir incrementando dependiendo de los deseos.

Precauciones

Así como con cualquier otro tipo de práctica sexual, siempre son importantes tomar algunas precauciones, como:

Usar el Condón:

No todo el mundo lo sabe pero existen condones especiales para el sexo oral, son unos rectángulos de látex (mismo material que los condones habituales)  pero estos sirven para colocarlos sobre todo para el cunnilingus, si es un hombre quien recibe la felación entonces lo más recomendable es el condón, evitando el contacto directo entre boca y genitales, para evitar el contagio de posibles enfermedades como la sífilis, herpes o gonorrea.

Higiene:

Mantener la zonas que van a entrar en contacto, limpios, siempre es de agradecer por todas las partes, así que si sabes que pronto disfrutaras de las mieles de dar o recibir sexo oral, limpia bien tus genitales y/o la boca para disfrutar aún más de la experiencia, así como un repaso al final nos ayudará a mantenernos sanos y felices.

Cuidado con los Accesorios:

En ambos casos (boca o genitales) el uso de piercings, puede resultar muy estimulante pero también puede resultar mal, ya que pueden engancharse, generar heridas o romper la protección, de la misma forma en el caso especial de la boca, el uso de aparatos de corrección pueden resultar complejos a la hora del sexo oral.

Curiosidades  del Sexo Oral

  • Una encuesta realizada por Durex a nivel mundial, demostró que el sexo oral es la actividad sexual favorita para hombres y mujeres, con el 69%.
  • F Keneddy, fue un gran fetichista de esta práctica y disfrutada viendo cómo sus amantes lo practicaban con otras personas.
  • Dice la leyenda que Cleopatra llegó a hacer felaciones a nada menos que 100 soldados en una sola noche.
  • Una emperatriz china llamada Wu Zetian decretó que todos sus visitantes ilustres debían practicarle el cunnilingus a su llegada. En el año 624 d.C
  • Se cuenta que el Emperador Julio César era muy diestro en las artes amatorias del sexo oral.
  • El Sexo oral puede aliviar la depresión, tanto para quien recibe cómo el que da.
  • No solo entre humanos, ya que está demostrado que ciertos tipos de simios, delfines y murciélagos también lo practican.

Ya sea como un preludio o como plato fuerte, el sexo oral es una práctica realizada y disfrutada por millones de personas en todo el mundo,  será por esto que está más que justificada como una Fijación Oral, ¿no crees?. Como siempre espero tus comentarios y a ti en nuestro próximo viaje por los sentidos.

Sexo Oral, que Horror

Sexo Oral, que Horror

 

La felación y el cunnilingus, amados por muchos, defenestrados por otros, son prácticas que suelen ser habituales durante el sexo, ya que promueven el placer, el autoconocimiento o la fantasía, aunque para algunos resulten “complicado”, “impensable” y/o “humillante”, por esto hoy te hablo del Sexo Oral, que Horror.

La investigación publicada en el Journal of Sex Research enfatizó que los hombres se niegan a realizarle sexo oral a su pareja porque lo tildan como de “mal gusto”…. Tanto los hombres como las mujeres estuvieron de acuerdo que los genitales femeninos eran más “desagradables”, y que es un “asunto muy grande” que ellos quisieran realizar sexo oral a su pareja

Parece mentira, pero aún hay mucha gente que siente rechazo por el sexo oral, ya sea para darlo  o para recibirlo, lo que es completamente comprensible, todos crecemos con ideas perfectamente definidas sobre lo que es o no “asqueroso”, “caca”, “negativo”, claro, de pequeños esto muy sencillo pero cuando crecemos descubrimos que las cosas son un poco más complejas.

Me parece bastante natural que a alguien no le guste el sexo oral, primero por estadística, no a todos nos puede gustar, ¿verdad?, y segundo porque solo hace falta salirse un poco del contexto erótico sexual para darse cuenta que vas a posar tu boca y lengua sobre las zonas que habitualmente expulsan las toxinas del cuerpo, una visión muy poco sexy, ¿eh? Y bastante asquerosa ¿verdad?.

Pero como decía antes, cuando crecemos nos percatamos que no todo es blanco o negro y en ese mundo de matices, descubrimos que además hay una mezcla entre colores y sentimientos que multiplican exponencialmente esos “colores”. Pensando en esto, creo que el mejor ejemplo para ilustrar este punto es la cerveza…

¿Qué tienen en común la Cerveza y el Sexo Oral?

Seguro que recuerdas en la niñez, la primera vez que probaste la cerveza, ya sea la típica “putada” de tus padres o de alguno de sus amigos, que te la dieron a probar para ver la cara que ponías porque sabían que no te iba a gustar… y si no lo recuerdas de ti, seguro que en algún momento podrás verlo en algún niño al probarla… la cara que ponen.

Yo creo que a ningún niño le gusta la cerveza, ni ningún tipo de alcohol, es asqueroso, sabores amargos, reactivos en la boca, incluso difícil tragar… ¿cómo les iba a gustar? y ¿cómo puede gustarnos a nosotros? La cuestión es que cuando crecemos descubrimos que la cerveza y el alcohol en general, son mucho más que un líquido asqueroso. Es una bebida que por lo general nos habla de amigos, de alegrías, de tonterías, de locuras, de reuniones en familia, en fin, de socialización y empatía, lo que hace que poco a poco no solo nos deje parecer asqueroso, sino que nos guste.

Es como cuando tenemos que tomarnos un medicamento que no nos gusta, durante largos periodos de tiempo, nuestro cerebro sopesa los  beneficios y finalmente consigues que lo que te parecía horrible, al menos se convierta en algo “normal”.

El consumo de alcohol, al igual que el sexo oral, son actividades que con el tiempo y las buenas experiencias, descubrimos que nos producen placer no directamente por tu relación con ellos sino por compartir y ver disfrutar a las personas que están contigo, claro, una vez que arraigas esa idea en tu mente, resulta que finalmente descubres que sí, que te gusta “el sabor” de la cerveza y lo mismo ocurre con sexo oral.

Lo que viene siendo, percatarte que depende del punto de vista que utilices para hacer algo, por ejemplo si piensas que el sexo oral es sucio, vejatorio, humillante, etc., seguro que será horrible, pero si lo asumes cómo una posición de poder, cómo una herramienta para darle placer a tu pareja, un momento de generosidad, altruismo y amor, lo sentirás de otra manera.

Ésta también es la explicación de por qué a algunas personas prefieren dar sexo oral a recibirlo, cómo hacen para tragarse la eyaculación, ya sea femenina o masculina o por qué prefieren el sexo oral a otras tantas actividades durante el sexo.

Nuestras preferencias están directamente relacionadas a nuestra percepción de la realidad, no obstante hay algunos tips que puedes tener en cuenta si quieres apreciar más el arte del sexo oral:

    • Limpieza: unos genitales bien lavados, son cómo cualquier otra parte del cuerpo recién lavado, sin sabor, ni olor, si quieres que permanezcan así siempre, puedes optar por el sexo en la ducha, lo que además es bastante erótico.
    • Comunicación: pídele a tu pareja que te demuestre o que te diga si le gusta lo que haces, siempre es positivo que te den ánimo, ¿no?
    • Comodidad: sentirse cómodo también ayuda mucho, tanto para el que da, como para la que recibe, porque una posición incómoda puede retrasar el orgasmo y llegar a lesionar al “proveedor” ya que el cuello debe estar en movimiento y si partimos de una mala postura podemos acabar con dolor de cuello o en las cervicales, así que dejémosles las posturas acrobáticas a los expertos… ;)
    • Esos Pelos: también es parte de la higiene, si quieres que tu pareja te haga sexo oral y sabes que prefiere el vello púbico corto, pues córtalo, afeitarlo o recortarlo siempre es un acto de buena voluntad para el practicante, aunque claro, esto también es cuestión de gustos, pero si pensamos en alguien a quien no le convence mucho el tema del sexo oral, seguro que prefiere la zona lo más diáfana posible.
    • Tolerancia: no es un requisito hacer o recibir sexo oral, así que si después de todos estos consejitos, aún tu pareja no quiere o si eres tú quien prefiere aplicarse con otras técnicas, que así sea. Nada peor en el mundo erótico sexual que alguien haciendo algo que no quiere hacer.
    • Sin presión: hay quienes son realmente insistentes cuando algo les gusta y es comprensible, pero no dejes que la vehemencia te lleve a forzar a tu pareja a hacer algo que no quiere, quizás demostrándole lo placentero que puede llegar a ser te ayude, recuerda que nada educa mejor, que el ejemplo.
    • Juguetitos: una manera de comenzar a disfrutar del sexo oral es con ayuda, muchas mujeres y también hombres, refieren el agotamiento en boca y cuello, incluso sin haber obtenido los resultados esperados, para ellos no estaría de más contar con un valioso aliado, un juguete erótico que colabore en materia de estimulación y si lo ves oportuno incluso podría sustituirte, nunca será lo mismo para quien quiere sexo oral, pero seguro que es mejor que recibir algo de alguien que no quiere dártelo. Aquí tienes mi recomendación, el primero para ellas, el segundo para ellos, el tercero, MIXTO… a disfrutar.

 

En próximos artículos dejaré algunos consejitos para los amantes del sexo oral, aquellos que encuentran en los genitales de sus amantes una fuente de poder y placer inagotables, quién sabe, quizás algún@s de los que hoy leen este artículo, finalmente terminan por pasarse al lado oscuro. ;)

¿Y tú? ¿Cómo lo ves? ¿Sexo oral si? ¿Sexo oral no? ¿Hacerlo? O ¿Qué te lo hagan? Como siempre espero tus comentarios y a ti en nuestro próximo viaje.

Una Escuela muy Caliente con Clases de Sexo Oral

Una Escuela muy Caliente con Clases de Sexo Oral

Vía El Mundo

Directamente desde la Rusia más profunda nos viene este tema que esta causando revuelo en la opinión pública de medio mundo y es que Ekaterina Liubimova, Rusa, sexóloga, psicóloga y también creadora de un exitoso sitio web en su país, se ha puesto al frente de una escuela que pretende dar clases más bien prácticas de sexo, entre ellas una de las más llamativas, la conocida como clase del “arte del sexo oral”.

Liubimova, ya más que conocida por sus clases de felación, incluye en sus talleres solo a mujeres, porque considera que “El hombre aquí no suele reconocer sus limitaciones” y durante las más 3 horas de información didáctica, hasta 20 chicas por cada “aula” aprenden muy bien la lección que incluye hasta 50 técnicas prácticas para mejorar en el sexo oral.

Entre sus filas de educadoras ya cuenta con otras 6 mujeres que le ayudan con las diferentes clases y muchas son antiguas alumnas que destacaban en sus clases, porque la idea es mantener relaciones más sanas y felices, de hecho la decana se jacta de haber colaborado con el fortalecimiento de relaciones, incluso de haber salvado matrimonio de su fin ya que les enseña “diversas asignaturas cómo mantener a cualquier hombre contento, amarrado y adicto a ellas”

Pero estas inusuales clases no solo incluyen felaciones, ya que puedes elegir entre varios temas, incluido, cómo disfrutar ofreciendo sexo anal, como moverse mejor en la cama, cómo hacer ‘garganta profunda’ con éxito, los misterios del orgasmo masculino, las 100 mejores técnicas de sexo, sexo tailandés o cómo estimular el punto “G” y así hasta 12, ¿a cuál te apuntas? ;)

Y te lo pregunto porque esta empresa que esta consiguiendo un éxito brutal en Rusia, está abriendo sucursales, hasta ahora en la ciudad rusa de San Petersburgo y otra en la vecina Moldavia pero también se plantea su negocio como una futura franquicia y le gustaría establecer alguna en España, así que ya puede ir ahorrando porque los afortunados serian los isleños, ya que entre las opciones que baraja Liubimova destacan Ibiza o Tenerife.

Aparentemente entre sus clases cuenta con muchas mujeres con una media de edad de 30 años, casadas, con hijos, que van en la búsqueda del Santo Grial del matrimonio que pasa por mantener una relación sana y feliz también en el campo sexual ya que no solo enseña como hacer feliz a un hombre también incluye información para satisfacer a una mujer, con el objetivo de que aprendan a conocerse y explorarse para estar también más completas en su experiencia

Allí que se presentan cientos de chicas al mes para que, (consolador en mano) les demuestren todas las técnicas que les sea posible aprender durante la clase, porque todo en esta vida tiene su ciencia y en esta labor no dejan nada al azar durante la clase de deben fijar el consolador en la pared de espejos para observarse a sí mismas mientras aprenden a arrodillarse con gracia y erotismo para que puedas convertirte en “actriz y guionista en la cama” asegura Liubimova.

Y es que 1000 mujeres inscritas cada mes (a unos 100 € por clase) solo para la cátedra del sexo oral, da mucho que pensar tanto para el resto de mujeres como para esta empresaria que ha conseguido explotar un nicho de mercado del que seguro escucharemos mucho en los próximos años.

Para finalizar, tengo que reconocer que la Musa es una diosa muy esquiva pero siempre llega y para esta semana se la agradezco a mi querida M… porque en una reunión con 15 mujeres… trabajadoras, madres, esposas, novias… todas amigas… agrupadas para cenar… y disfrutando de buena comida, buen vino, superamos los temas políticos, y otras controversias, nos pusimos al día en cuanto a novedades, pero como ya es habitual, surgió el tema sexual y ella me comentó sobre estas clases y no pude dejar de investigar y de contarlo…. Así que, M… te agradezco por la inspiración… y en general a todas por ser una fuente inagotable de fuerza, valor, coraje… y por una velada extraordinaria que espero se repita muchas veces. ;-)

¿Qué piensas de estos cursos? ¿te apuntarías? ¿crees que tendrían tanto éxito aquí en España? espero tus comentarios y mientras tanto te espero para nuestro próximo viaje.

La Maquinista

¿Con qué fantaseamos las mujeres?

¿Con qué fantaseamos las mujeres?

Vía Morguefile

Las fantasías sexuales son una representación imaginaria de los deseos conscientes o inconscientes, incluyen ideas, imágenes o sentimientos que generan emociones o excitación sexual.

Sin duda cada cabeza es un mundo pero un estudio científico ha determinado que contrario a los que muchos creen no existe mucha diferencia entre las fantasías eróticas de mujeres y las de los hombres, resulta que la mayoría tenemos cierta tendencia a fantasear con relaciones más románticas, idealizadas y mejor complementadas desde el punto de vista erótico y sexual.

Ese mismo estudio revela que, entre las fantasías sexuales preferidas de las mujeres podemos encontrar, idealizar a la pareja actual, es normal fantasear con nuestro objeto de deseo, con nuestro ser amado, generalmente en estas fantasías, dicha pareja es mucho más complaciente, capaz de satisfacer todos los deseos, dentro y fuera del dormitorio, está completamente por y para ti.

Pero también se tienen fantasías con otros hombres, el morbo de satisfacer la curiosidad por tener otra piel, otras formas de hacer las cosas, ninguna fantasía es negativa siempre y cuando (como en cualquier otro ámbito) se sepa diferenciar el valor y la realidad que puede haber en cada una, en líneas generales el cerebro constantemente esta en la búsqueda de respuestas y de conseguir que todo encaje, así que si fantaseas con otras personas quizás solo quieres hacer un cambio en tu relación pero inconscientemente no crees que tu pareja también quiera por eso en tu fantasía es otro quien lo cumple.

En esta misma línea, también fantaseamos con personas del mismo sexo, quizás porque está mucho más aceptado como algo sensual, las mujeres se sienten menos culpables por este tipo de deseos inconscientes y es que, no necesariamente tiene que ver con la homosexualidad sino con la curiosidad, no hay duda que tiene sus ventajas anatómicas conocer en carne propia el cuerpo que se desea complacer de hecho también les ocurre a los hombres pero suele reprimirlos por las connotaciones que ellos creen que tiene.

Siguiendo por la vía de la curiosidad también fantaseamos con experimentar nuevas emociones, según este estudio por lo general incluimos en este grupo: mantener relaciones en lugares públicos o prohibidos, mientras nos observan u observar a otros mientras las tienen, formar parte de un trío o de una orgía, etc.

El sexo oral, esta práctica resulta muy eficiente para tener un orgasmo, eso explica las fantasías, generar historias que incluyen una fantástica sesión de cunnilingus, puede motivar mucho… o también con sexo absolutamente romántico… ese caballero andante que hemos visto toda la vida en películas pero solo para nosotras.

Otras fantasías comunes incluyen algunas actividades sadomaso, de dominación o sumisión, sin embargo para la mayoría no deben incluir dolor, solo algunas ataduras, vendas, algún azote, algún vestuario especial, cuero, tacones de aguja, etc pero sin llegar al extremo.

Siguiendo por esa línea también encontramos esas fantasías en las que nos convertimos en prostitutas o stripper, que guardan estrecha relación con la sumisión para hacer cualquier cosa que te pidan por dinero y esa persona que está dispuesta a pagar lo que pidas por estar contigo.

Otra muy común es crear juegos de roles, como la monja sexy con el cura ardiente o la policía y el ladrón para lo que el atuendo y teatralidad son muy importantes o incluso mantener una relación casual con un extraño o con figuras de autoridad, poder o fama como bomberos, policías, actores, jueces, etc.

Algunos psicólogos apuntan que también tenemos otras fantasías, conocidas como las “feas” que incluyen aquellos pensamientos o sueños que ni nosotras mismas queremos recordar, que aunque sexuales, resultan bochornosas incluso inquietante de las que muy pocas personas hablan, pero existen y son más comunes de lo que nos creemos, entre estas incluiríamos escenas violentas o aquellas prácticas sexuales que nos parecen ajenas o moralmente reprobables, (esto varía dependiendo de la moralidad de cada una).

Sea cual sea tu fantasía preferida o inconsciente, no tienes nada de qué preocuparte, ya que estas visiones de nuestra imaginación son normales, incluso necesarias para mantener una vida sexual sana, además la mayoría podría vivir toda su vida sin llevar a cabo ninguna de ellas y para otros que las cumplen también pueden resultarles decepcionantes porque pasamos tanto tiempo idealizandolas que prácticamente cualquier cosa podría sabernos a poco.

Lo importante y que no debes olvidar es que para mantener una vida sexual sana debes alimentar las fantasías que te hagan feliz y que consigan satisfacer a ambos, hablar, hablar y hablar con tu pareja, ten siempre en cuenta que nuestra salud sexual depende en gran parte de que sepamos llevar a cabo nuestras fantasías de forma agradable y creativa.

¿Te atreverías a confesar tus fantasías? ¿a llevarlas a cabo? en el mundo de la imaginación nunca estará todo escrito, pero si te gustó este artículo suscríbete en el tren de los sentidos y no te pierdas nuestro próximo viaje.

La Maquinista.